Conoce
nuestro Blog

Asma Bronquial: cuidar tu salud en tiempos de COVID-19

Uno de los grupos qué más se han sentido amenazados por la pandemia de COVID-19 es el de los pacientes de asma bronquial, y es que, a lo largo de estos dos años, ha habido mucha información que lo relaciona con casos graves o fatales de COVID-19.

En ese sentido, la verdad es que dicha información no es concluyente, ya que los estudios se contradicen entre sí y, finalmente, no arrojan resultados que puedan considerarse irrefutables, por lo que no puede asegurarse que el asma implique un mayor riesgo para los pacientes contagiados que para otros que no padecen asma.

Lo cierto es que los especialistas de la salud coinciden en que, lo mejor para los pacientes de asma, es no interrumpir su tratamiento, ya que lo principal en tiempos de epidemias o pandemias es controlar las enfermedades preexistentes.

Para evitar el contagio, lo ideal es que el paciente reciba su esquema completo de vacunación (al igual que el resto de la población vulnerable) y, en caso de presentar síntomas, acudir al médico para valoración.

Ahora bien, el asma es una enfermedad inflamatoria crónica de las vías respiratorias, cuyos principales síntomas son la dificultad para respirar, sensación de opresión en el pecho y tos, así como sibilancias.

Estos síntomas pueden variar en intensidad, debido a las alergias estacionales, pero también son similares a los síntomas provocados por el SARS-CoV-2, por lo que deben observarse de manera muy cuidadosa, contando siempre con la supervisión de un especialista médico.

Muchos de los pacientes de asma pueden llegar a necesitas nebulizaciones y, en estos casos, es sumamente importante no interrumpirlas y acudir a los servicios de inhaloterapia (públicos o privados), ya que dicho procedimiento debe ser realizado en instalaciones adecuadas y con ayuda de personal capacitado.

¿Cómo diferenciar asma bronquial y COVID-19?

Sin embargo, ¿qué sucede con los pacientes que no tienen un diagnóstico de asma? Si bien ambos padecimientos comparten síntomas similares, hay diferencias que son cruciales para un diagnóstico correcto y que ayudarán al especialista de la salud a discriminar para solicitar las pruebas concluyentes en cualquiera de los dos casos:

A diferencia del asma, la COVID-19 con frecuencia se acompaña de los síntomas que ya conocemos:

  • Dolores de cabeza intensos
  • Fiebre
  • Pérdida del gusto o el olfato
  • Cansancio excesivo
  • Confusión
  • Molestias gastrointestinales

Es esencial recordar que una crisis asmática debe ser atendida inmediatamente y con la energía necesaria, por lo que el uso de corticoesteroides orales, esenciales para combatir una exacerbación del asma, deben ser utilizados si así lo considera el médico tratante.

Asimismo, es importante tener en cuenta que una exacerbación del asma puede presentarse de manera simultánea con un cuadro de COVID-19 y, en este caso, el tratamiento de la primera debe mantenerse sin modificaciones, salvo recomendación del especialista de la salud.

La única distinción que incluso la OMS hace para el tratamiento paralelo de ambas enfermedades, es aconsejar a los pacientes con asma que no utilicen medicamentos que sean administrados mediante nebulizadores, ya que producen aerosoles que pueden ser transmisores del coronavirus, poniendo en riesgo a las demás personas. En lugar de éstos pueden utilizar inhaladores de polvo seco o inhaladores dosificadores.

En todo caso, es importante mantener el combate de los factores desencadenantes del asma:

  • Infecciones (como resfriados y gripe)
  • Irritantes en el ambiente como humo de cigarro, contaminación ambiental, vapores de productos químicos
  • Alérgenos (caspa de mascotas, ácaros del polvo, polen y moho)
  • Algunos medicamentos (como el ibuprofeno o ácido acetilsalicílico)

Cuidar nuestra salud es una tarea de tiempo completo, pero con la información adecuada y los cuidados óptimos, no tiene por qué ser complicada.

No olvides suscribirte a nuestro newsletter y seguirnos en todas nuestras redes sociales, ya que tendrás de primera mano los mejores consejos para cuidar tu salud.

Compartir nota en:
Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Notas relacionadas

Los inicios de esta empresa se instauraron en octubre de 1943, NADRO inició su historia en el centro histórico de la Ciudad de México, su fundador Don

En NADRO, sus colaboradores son un eslabón importante porque en la empresa son conscientes de que “el verdadero valor de toda empresa no consiste en su potencial

#SaludNadro

Síguenos en nuestras redes sociales